jueves, 9 de febrero de 2012

Almirante, de los que perdieron la revolución; y de los que la ganaron, WebQuest John Reed entrevista a Lenin


Hemos visto fragmentos significativos de Rojos, la excelente película de Hollywood sobre la vida de John Reed, basada en su obra Diez días que estremecieron el mundo. Nuestro interés se centra en el éxito de los bolcheviques (comunistas) al llevar a Rusia a la Revolución de Octubre de 1917 y lograr el establecimiento de una dictadura del proletariado, eso sí, en contra de la previsión de Marx, en uno de los estados más atrasados social y políticamente de la Europa del momento. Lo trabajamos de modo muy detenido con nuestra WebQuest John Reed entrevista a Lenin.

Pero también es necesario, siempre, ante un acontecimiento, no dejarnos atrapados por la visión única de una de las partes del conflicto. ¿Hubo rusos que apoyaron al zar, o al gobierno provisional que se estableció en el país tras la Revolución de Febrero? Obviamente sí, y no solamente élites y privilegiados. Tras décadas de régimen soviético, que han glorificado las gestas de la Revolución de Octubre y el comunismo, la nueva etapa postsoviética ha puesto en valor el papel de los otros rusos, los que se opusieron a los bolcheviques desde un  primer momento, y que meses después la combatieron directamente durante la Guerra Civil.


Desde esta perspectiva de reivindicación de los blancos, de los opositores directos de la Revolución de Octubre y los bolcheviques, hemos de entender el contenido histórico de Almirante (Kravchuk, 2008). Se centra en el papel interpretado por el almirante ruso Aleksandr Kolchak, uno de los dirigentes del Movimiento Blanco durante la Guerra Civil Rusa.

Kolchak fue uno de los pocos oficiales de la marina de guerra rusa que apoyó la Revolución de Febrero de 1917, de orientación liberal democrática, pero que se opuso abiertamente a la llegada de los bolcheviques (comunistas) al poder tras la Revolución de Octubre. Su oposición al Tratado de Brest-Litovsk, la paz por separado que la Rusia de Lenin firmó con los Imperios Centrales, le llvó a sumarse al movimiento blanco y coupar el cargo de ministro de Guerra del Gobierno Blanco de Omsk, en guerra contra el Ejército Rojo (comunistas) durante la Guerra Civil Rusa. No todos los seguidores del Movimiento Blanco apoyaron sus posiciones y murió fusilado a manos de los soviéticos en 1920, un año antes de concluir la Guerra Civil.